Este tema que vengo escuchando mucho tiempo en noticias y que tanta controversia está generando creo que está llegando a tal grado de ineptitud que me deja pasmado en pleno siglo XXI.

Ante todo como cualquier profesor de historia voy a decir una frase que parece que a muchos no les inculcaron en su educación, la historia la estudiamos para aprender del pasado y no cometer los mismos errores en el futuro

Bien pues partiendo de una base tan simple podemos ver cierto paralelismo entre la situación de los ciudadanos sirios que están emigrando debido a la situación del país, con el exilio que hubo en España en la época franquista (huyendo del régimen o simplemente buscando trabajo) o el exilio judío en la Alemania nazi.  Cual pez aquellas personas que se llenan la boca queriendo cerrar las puertas de Europa a esas personas parece que tienen una memoria a corto plazo.

Es curioso la mayoría de excusas que ponen a los refugiados sirios para intentar responsabilizar a ellos de su propia estupidez atribuyéndoles actos vandálicos, violaciones, atentados terroristas (hasta que no se descartó totalmente la culpa era de unos sirios porque encontraron el DNI de uno en la calle) y así tratando de dejar en evidencia a una población que lo único que busca es salir de un conflicto en el cual tienen miedo de perder la vida y escucho que quieren prohibir la entrada de sirios en Europa o expulsarlos de Turquía  y me hierve la sangre.

Yo entiendo que haya gente que les encante presumir de bandera de su país pero donde realmente se ve la valía de una persona es cuando se le tiende la mano cuando otro necesita ayuda, en pleno siglo XXI muchas personas siguen arraigándose al patriotismo con comentarios del estilo : Trabajo para los de mi país antes que para los extranjeros/Es que no tenemos para nosotros vamos a darle a uno de esos/Aquí en España no queremos a esa gente que seguro que son terroristas o a saber… Pues a  aquellos especímenes que piensan o hablan de esta manera les recuerdo una cosa, ante todo somos seres humanos al margen del sexo, país, religión; somos seres humanos y debemos de comportarnos como personas cosmopolitas y dejar de lado razonamientos si es que se pueden llamar así los ejemplos anteriores.

Nosotros que tenemos la suerte de haber nacido en un país donde el estilo de vida es mucho mejor que en otros lugares podemos poner nuestro granito de arena para ayudar a esas personas que no es que quieran estar en la situación en la que se encuentran, muchos dejaron su casa, familia y pertenencias en su país para poder empezar de nuevo en un lugar en el que no teman por su vida y donde puedan criar a sus hijos.

Aunque seguirá habiendo gente que sólo piense en sí mismas, aquellos que intentamos ponernos en el lugar de estas personas y vemos lo difícil que es dejarlo todo intentemos ayudar a crear un mundo mejor y brindarles una nueva oportunidad en la vida, intentemos ser personas.

Anuncios