Nuestros pensamientos podemos creer que son complicados pero cuando llega esa persona que cuando estás mal te pregunta qué te ocurre a pesar de que tú no mostraste tu malestar, es pura magia y que además trate de alegrarte y te abrace eso vale más que cualquier regalo.

Imagen

Anuncios